eñe. Revista para leer

Revista, festival, cosecha, arte y todo lo que es EÑE en Internet

Actualidad

Premio residencia SEGIB-Eñe-Casa de Velázquez para un escritor iberoamericano en la Casa de Velázquez

Por segundo año consecutivo Eñe, la Secretaría General Iberoamericana y la Casa de Velázquez convocan el Premio SEGIB- Eñe para escritores iberoamericanos en misma Casa de Velázquez. Podrán optar al premio del concurso escritores en activo de los países miembros de la Conferencia Iberoamericana y ciudadanos españoles, portugueses o andorranos, residentes en Latinoamérica. El premio, cuya convocatoria permanecerá abierta desde el 9 de abril hasta el 7 de junio de

Seguir leyendo…

Sobre el nombre y su lustre, por Juan Bautista Durán

Que todo nombre singular es un arma de doble filo, eso lo sabe cualquiera con mínima mundología, incluidos aquéllos de tradición familiar. Francisco Ayala da cuenta en sus memorias del caso de Segundo Serrano Poncela, controvertido personaje de la España incivil que alcanzó cierto reconocimiento literario allende los mares y a quien Ayala dedica una larga entrada. Títulos como Un olor a crisantemo o La raya oscura, ambos de relatos,

Seguir leyendo…

El Quijote mola, por Sergio del Molino

No sé qué tiene el Quijote que mola mogollón. Le mola a mi hijo de cinco años, y eso es molar mucho. Conseguir molar a un niño hiperestimulado, que maneja los videojuegos y la tablet como un nerd de Silicon Valley y se sabe el catálogo entero de dibujos animados de cuatro cadenas de televisión, es un mérito post mortem que Miguel de Cervantes debería celebrar allá en el Parnaso,

Seguir leyendo…

Eñe 52 Ganarás la luz

Ese bellísimo título de un poemario de León Felipe —un autor que pasó gran parte de su vida en México y que murió allí, exiliado— sirve de lema y de insignia de la participación de Madrid como invitada de honor en la Feria del Libro de Guadalajara, quizá la feria más multitudinaria e importante de la lengua castellana. La invitada no es Madrid, en realidad, sino la literatura de Madrid,

Seguir leyendo…

Kintsugi, los trabajos de (des)amor perdidos de Yago Ferreiro

  ¿Quién no ha vivido una historia de amor dolorosa? ¿A quién no le han roto el corazón 200 veces? ¿Quién no se ha sentido morir al ser abandonado? Es hora de expiar el dolor antiguo convirtiéndolo en algo útil: mandándolo a formar parte de una exposición. El escritor y activista cultural Yago Ferreiro hace esta interesante propuesta desde León, con la que busca “recopilar objetos e historias de amor

Seguir leyendo…

El tiempo de las letras, por Juan Bautista Durán

En la literatura española de los últimos años abundan las obras que abarcan el llamado conflicto vasco. Gabriela Ybarra, Aixa de la Cruz, Harkaitz Cano o Edurne Portela son algunos autores que han incurrido en el tema, con obras de destacada popularidad como El comensal, de Ybarra. La que más eco viene suscitando, de todos modos, es Patria, de Fernando Aramburu, Premio Nacional de Narrativa 2017 tras cientos de miles

Seguir leyendo…

Improbable demostración de la existencia de Dios, por Óscar Esquivias

Dios existe, pero es un secreto. Dios existe y se escribe con mayúscula. Los que llevan minúscula, son falsos dioses. Es muy fácil distinguirlos. Los que creen en Dios no saben en lo que creen (porque «Dios es inefable, si lo comprendes, no es Dios», dice san Agustín); los creyentes, pues, no saben exactamente en lo que creen, pero creen. La fe es un sentimiento incontestable, un instinto, como la

Seguir leyendo…

No hay reloj sin relojero, por Mercedes Cebrián

Un argumento empleado a menudo para probar la existencia de Dios es la del diseño inteligente. Tras un diseño logrado y eficaz siempre hay un diseñador, de ahí que el Guggenheim de Bilbao, con sus volumetrías orgánicas y acabado de más de 30 mil planchas de titanio requiriese de un Frank Gehry para concebirlo. La lógica nos lleva entonces a concluir que también los seres vivos y espacios naturales del

Seguir leyendo…

Pálida luz en las colinas de Kazuo Ishiguro, una lectura de Marta Caparrós

Sentir lo callado Pálida luz en las colinas, de Kazuo Ishiguro. Editorial Anagrama, 2006. 208 págs.   Kazuo Ishiguro, que deslumbró a crítica y público con Los restos del día, fraguó en su primera novela, Pálida luz en las colinas, su particular poética del dolor de los silenciados El escritor japonés afincado en Reino Unido Kazuo Ishiguro (Nagasaki, 1954) consiguió fama mundial tras la adaptación cinematográfica de su tercera novela,

Seguir leyendo…

Confesiones de un hombre raquítico de Alberto Masa, una lectura de Javier Divisa

Confesiones de un hombre raquítico (Alberto Masa) Eolas Ediciones   Otra novela sórdida y luminosa. Se fue a París. Es casi lo único que sé. Entretanto la llamo y nos decimos que nos queremos y que aquí estamos. Después leo, en la cocina, enfrente del tocadiscos y nuestra vajilla. El loro lleva en la misma jaula veinte años. A veces le abro la jaula. A veces se coloca él solo

Seguir leyendo…